El origen del grog… y ¡un Norte a vuestra salud!

En los inicios de los grandes viajes a vela las bebidas más habituales en los barcos eran el agua y la cerveza. Como no se conocían métodos para conservar estas bebidas, tanto el agua como la cerveza acababan por contaminarse o estropearse. Por eso se acostumbraba a dar a los marineros primero la cerveza y cuando ésta se terminaba se bebía el agua, que se mezclaba con algo de vino o cerveza para disimular su mal sabor.

En 1655, el Vicealmirante William Penn conquistó la isla de Jamaica y a partir de entonces el ron entró a formar parte de las bebidas habituales entre la tripulación.

Pero no fue hasta casi 100 años más tarde cuando nació el grog. En 1740, el Vicelamirante británico Edward Vernon -conocido como Old Grog porque llevaba una capa impermeable hecha de grogam, un tejido confeccionado a base de seda y lana- ordenó que las raciones de ron de la marinería se mezclaran con agua. Con ello trataba de resolver los problemas de falta de disciplina y borracheras derivadas del consumo de ron en los barcos.

El ron se mezclaba con agua en cubierta ante la vigilancia estricta del oficial de guardia y se repartían dos raciones diarias a los marineros. Para mejorar su sabor comenzó a añadirse azúcar y lima, ésta última era además eficaz en la prevención del escorbuto.

Si la utilización del grog como bebida en los barcos llegó a convertirse en una costumbre, su composición nunca fue estándar: algunos capitanes añadían más agua al ron y otros menos. Los marineros comenzaron a hablar entonces del grog según los rumbos del compás, siendo el Norte 100% ron y el Oeste 100% agua. Así un WNW estaría compuesto de dos partes de agua y una de ron, y si un marinero tenía derecho a dos Noroestes (NW) eso significaba que obtenía dos raciones diarias de grog preparado con media parte de ron y media de agua.

Hoy en día, el grog se prepara caliente y aromatizado con canela, azúcar o miel. La receta es la siguiente y a quien no le guste siempre podrá tomarse… ¡un Norte de grog!

Calentar en una cacerola 4cl de ron, 2cl de zumo de limón, 1 azucarillo y un bastoncito de canela (o una cucharada pequeña de canela en polvo), hervir y servir caliente.

Un pensamiento en “El origen del grog… y ¡un Norte a vuestra salud!

  1. Las naos balleneras que llegaban hasta Terranova en busca de ballenas y bacalao, llevaban toneles con sidra. La mejor bebida para evitar el escorbuto.

    Un saludo y felicidades por el blog

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s